HomeAdministración de EmpresasConoce algunas de las funciones de un Administrador

Conoce algunas de las funciones de un Administrador

Las funciones de un administrador son a todas luces, un elemento clave en toda clase de organización.

Las funciones de un administrador son a todas luces, un elemento clave en toda clase de organización. Este profesional desarrolla una labor bastante amplia en el contexto de las operaciones de producción y distribución de una empresa comercial. Se trata de la persona que por sus conocimientos y preparación, sabe coordinar el desempeño del conjunto de los componentes de la producción. Con su supervisión, procesos, insumos y recursos humanos operan a cabalidad.

Se puede decir, sin temor a equivocaciones, que las funciones de un administrador abarcan la casi totalidad de las gestiones realizadas en un negocio. Esas responsabilidades se observan desde el proceso de selección del personal, y terminan con las tareas de distribución de los bienes y/o servicios producidos. Es de total seguridad afirmar que sin la existencia de un buen administrador, el desarrollo de las actividades empresariales, pudieran ser mucho más arduas.

Para ser parte de esta interesante gestión, puedes comenzar estudiando la carrera de Ingeniería en Administración de empresas mención Gestión Empresarial. Formarte en estos estudios y hacerlo en una institución como la Universidad de San Sebastián te garantiza condiciones para acceder a los mejores puestos de trabajo. Es una opción que no debes dejar pasar sin atender, es probable que no consigas opciones de más calidad que las que esta universidad te brinda.

Las funciones de un administrador son cruciales para tu negocio

El conjunto de las funciones de un administrador, todas esas gestiones de las que es responsable, se conocen en las empresas como el “ciclo administrativo”. El administrador se encarga de hacer que toda la “maquinaria” empresarial esté debidamente aceitada y trabaje con la menor cantidad de tropiezos posibles. Aún en el caso de sufrir percances, parte de las funciones de un administrador están enfocadas en su resolución de una manera eficiente y expedita.

La clave de sus gestiones se encuentra en la necesidad de satisfacer dos demandas cruciales en toda empresa:

  • El uso eficaz y productivo de los recursos financieros, tecnológicos y humanos.
  • El logro de los planes, objetivos y metas que la empresa tiene pautados.

En la resolución exitosa de estas gestiones y las funciones de un administrador se podrán apreciar varios temas de importancia: la utilidad y el prestigio del profesional de la administración de empresas. No sobra añadir lo que resulta obvio para todo emprendedor: la buena salud de su emprendimiento y la obtención de los beneficios que se esperan. En pocas y directas palabras, del administrador dependen muchas de las actividades que redundan en la preservación o fracaso del negocio bajo su responsabilidad.

¿Cuáles son algunas de las funciones del administrador?

A lo largo de sus estudios, el administrador se prepara para encarar diversas tareas de importancia determinante en la operatividad de un negocio. Debe manejar conocimientos teóricos acerca de la economía y las finanzas, pero debe saber ponerlos en práctica en actividades concretas del mundo real. Deberá saber planificar, coordinar, dirigir, monitorear y controlar la casi totalidad de las operaciones que se llevan a cabo en todo tipo de empresa.

  • Selección del personal: en principio, parte de las funciones de un administrador residen en la identificación y selección de los trabajadores que la empresa requiere. Debe definir su perfil, estudiar las credenciales de los postulantes y evaluar su grado de preparación en relación con los fines de la empresa. Él decide quién sí y quién no reúne las condiciones para integrar los equipos de trabajo.
  • Proposición de pautas a la dirección de las empresas: el administrador es quien reúne la información necesaria para fundamentar la definición de cursos de acción. Esa información es la que justifica las disposiciones que se asumen al interior de la organización. Huelga decir que en este sentido, su responsabilidad es enorme, puesto que inciden en el éxito o fracaso de las gestiones (parciales o generales) de la empresa.
  • Como funciones de un administrador participa de las actividades de varias áreas: su trabajo guarda mucha relación con las actividades particulares de áreas como: adquisiciones, ventas, inversiones, ingresos y contabilidad, finanzas y supervisión de la administración del negocio.
  • Control de la logística y de los equipos de trabajo: es el encargado de la provisión de los medios y recursos que son necesarios a las operaciones regulares del negocio. Debe velar porque los trabajadores lleven a cabo sus labores con la eficiencia, y en los lapsos, que se hayan prefijado. 

Algunas de las responsabilidades que el administrador debe asumir

Las funciones de un administrador se extienden hasta la posibilidad cierta de tener que asumir responsabilidades que poseen gran significación para la empresa donde trabaja. En buena medida viene a ser la cara que hacia el exterior, exhibe la organización:

  • El representante de la empresa: en no pocas ocasiones, el administrador debe asumir el papel de representante de la empresa ante algunas instituciones, bien sean de gobierno o corporaciones privadas. Es decir, se apersona físicamente ante otras entidades en representación de la empresa a la que presta sus servicios.
  • Responsabilidades legales: de acuerdo a ese papel de representante de la empresa, es asimismo responsable de la satisfacción de la normativa legal que regula el funcionamiento de las sociedades empresariales. En otras palabras, deviene en responsable legal ante los organismos competentes y del cumplimiento de las obligaciones tributarias, mercantiles, laborales, civiles y penales.

El perfil de administrador

Para que las funciones de un administrador sean cumplidas como establece la norma, es de necesidad que el profesional satisfaga algunas condiciones clave. El perfil que debe satisfacer un administrador abarca asuntos tanto de orden técnico (conocimientos generales del oficio) como de orden humano. Tal vez no haya necesidad de decirlo, pero hay que recordar que todavía, buena parte del trabajo es efectuada por seres vivientes.

Ser un buen administrador pasa por obtener una preparación adecuada. Estudiar Ingeniería en Administración de empresas mención Gestión Empresarial capacita para cumplir con los propósitos esenciales que un administrador eficiente demanda. Realizar tus estudios en la Universidad de San Sebastián significa tener la garantía de una excelente preparación en todo lo que significa el trabajo del administrador.

¡Comparte este artículo!

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

20 + ten =