HomeAdministración de Empresas¿Debes ser ingeniero o empresario?

¿Debes ser ingeniero o empresario?

Para responder a esta pregunta, hay que empezar por el principio. Como saben todos los estudiantes de administración de empresas, sólo puedes convertirte en empresario siguiendo un camino que te permita explorar tus intereses y seguir la carrera que te entusiasma.

Entrar en la carrera de ingeniería es uno de esos caminos. No es para todo el mundo, pero tampoco está mal para las personas que quieren ser ingenieros o empresarios. Hay muchas razones por las que cualquiera de las dos opciones puede resultarte atractiva.

Tanto la ingeniería como el emprendimiento pueden darte una gran autonomía en tu vida laboral. El espíritu empresarial puede ayudarte a desarrollar habilidades esenciales para trabajar en un entorno de oficina, mientras que los ingenieros pueden aprender valiosas habilidades analíticas y de resolución de problemas que pueden utilizar más adelante en su carrera como gestores o consultores.

Los ingenieros suelen ser vistos como pensadores abstractos que no entienden cómo funcionan las cosas, por lo que a menudo acaban siendo científicos o ingenieros en lugar de propietarios de empresas o empresarios. Sin embargo, antes de tomar una decisión definitiva sobre qué camino tomar, es importante considerar ambos lados del argumento. Sigue leyendo para saber por qué cada una de ellas es una buena opción para ti.

¿Qué es un ingeniero?

En nuestra economía actual, cada vez son más las personas que optan por convertirse en ingenieros para destacar en sus carreras. Esta elección se debe a los elevados salarios y beneficios que conlleva el trabajo.

Además, hay muchas trayectorias profesionales que te permiten convertirte en ingeniero sin tener que entrar directamente en el mercado laboral. Los ingenieros del mundo actual suelen tener títulos avanzados, como una licenciatura en ingeniería o una licenciatura en informática.

Otras titulaciones comunes son la licenciatura en ingeniería, la licenciatura en matemáticas y la licenciatura en física. Los ingenieros también suelen tener un doctorado, que es el título más alto en ingeniería. El término “ingeniero” también puede referirse a una persona especializada en ingeniería, como la informática o la ingeniería mecánica.

¿Qué es un empresario?

Un emprendedor es alguien que cree que los negocios son la mejor manera de resolver problemas y alcanzar el éxito. Un emprendedor cree que el éxito viene de dentro, y pone su propia energía en la construcción de un negocio exitoso.

Los emprendedores suelen ser emprendedores que prosperan ante la presión y los retos. La mayoría de las personas se describen a sí mismas como emprendedoras en algún momento de su vida, pero la mayoría no se convierten en empresarios de éxito. ¿Por qué? La respuesta es que ser empresario puede ser un gran reto.

Los empresarios suelen enfrentarse a una gran cantidad de incertidumbre y estrés. Este elevado estrés puede provocar un estado de ánimo bajo y una sensación de depresión, lo que puede dificultar la creación y gestión de sus propias empresas.

Disponer de un plan de negocio y realizar un estudio de mercado es esencial para poner en marcha y dirigir una empresa con éxito. Los empresarios también tienen que ser capaces de negociar contratos, redactar informes y defender sus ideas cuando su empresa se ve asediada por accionistas u otros inversores.

Estas habilidades son esenciales para dirigir un negocio rentable y, con el tiempo, pueden hacer que los empresarios sean más propensos a la depresión.

Diferencia entre ingenieros y empresarios

Hay una gran diferencia entre ingenieros y emprendedores, y es sutil pero importante. Los emprendedores son personas que quieren hacer un cambio en el mundo, mientras que los ingenieros son personas que quieren hacer que las cosas funcionen.

Los emprendedores quieren marcar la diferencia en el mundo, mientras que los ingenieros sólo quieren hacer que las cosas funcionen. Los ingenieros miran el panorama general y se preguntan: “¿Qué es lo siguiente?”. Los empresarios miran el ahora.

Los empresarios están más centrados, mientras que los ingenieros se pierden en el pasado. Los empresarios tienen un plan, mientras que los ingenieros tienen esperanzas y sueños. Los empresarios sueñan con el futuro, mientras que los ingenieros se preocupan por el presente.

Los empresarios consiguen hacer las cosas, mientras que los ingenieros analizan y hacen un seguimiento. Los emprendedores cometen errores, mientras que los ingenieros reciben retroalimentación. Los empresarios cometen errores y aprenden de ellos, mientras que los ingenieros nunca aprenden de sus errores.

Los ingenieros son lógicos, mientras que los empresarios son emocionales. Ambos tienen su lugar en los negocios, pero los ingenieros son más clínicos mientras que los empresarios son más holísticos. Los ingenieros se centran en la situación presente, mientras que los empresarios miran al futuro.

Los empresarios ven el panorama general, mientras que los ingenieros se centran en los detalles. Los empresarios son creativos, mientras que los ingenieros son conservadores. Los empresarios lanzan ideas al espacio, mientras que los ingenieros siguen instrucciones. Los empresarios cometen errores, mientras que los ingenieros aprenden de ellos.

Por qué ser ingeniero es una buena opción para ti

Hay muchas razones por las que puedes querer ser ingeniero, y a continuación veremos algunas de ellas. Todas ellas son buenas razones para elegir la ingeniería como carrera. Somos líderes. Somos creativos. Resolvemos problemas. Somos objetivos. Somos analíticos.

Queremos saber lo que pasa después. Como ya he dicho, los ingenieros son personas que quieren hacer que las cosas funcionen. Les gusta saber el por qué, el dónde, el cómo y el quién. Les gusta saber por qué las cosas son como son y qué se puede hacer para mejorarlas.

Desean saber el por qué, el dónde, el cómo y el quién. Los ingenieros también son pensadores. Les gusta analizar las cosas y averiguar lo que podría pasar. A los empresarios también les gusta analizar las cosas y averiguar lo que podría pasar.

Ambos son necesarios en los negocios, pero a los ingenieros les interesa más lo que ocurre ahora, mientras que a los empresarios les interesa lo que ocurre después. A los ingenieros les gusta planificar. A los empresarios les gusta adaptarse.

Ambos son necesarios en los negocios, pero a los ingenieros les interesa más lo que ocurre ahora, mientras que a los empresarios les interesa lo que ocurre después. Los ingenieros se basan en los datos, mientras que los empresarios son previsores.

Ambos son importantes en los negocios, pero los ingenieros están más interesados en los resultados, mientras que los empresarios se interesan por los porqués y los cómos. A los ingenieros les gusta la estructura, mientras que a los empresarios les gusta el cambio.

Ambos son necesarios en los negocios, pero a los ingenieros les interesa más la precisión, mientras que a los empresarios les interesa más la variación. Los ingenieros se centran en la seguridad, mientras que los empresarios se centran en la libertad.

Tanto la seguridad como la libertad son importantes en los negocios, pero los ingenieros se preocupan más por la seguridad a largo plazo, mientras que los empresarios se preocupan más por la flexibilidad a corto plazo. Los ingenieros están orientados a la tarea, mientras que los empresarios están orientados a la responsabilidad.

Ambos son necesarios en los negocios, pero los ingenieros están más interesados en el cómo y el por qué, mientras que los empresarios están más interesados en el quién. A los ingenieros les gusta planificar, mientras que los empresarios son espontáneos.

Ambos son necesarios en los negocios, pero los ingenieros están más interesados en el largo plazo, mientras que los empresarios se preocupan más por el corto plazo. A los ingenieros les gusta la estructura, mientras que a los empresarios les gusta el cambio.

Ambos son necesarios en los negocios, pero a los ingenieros les interesa más la precisión, mientras que a los empresarios les interesa más la variación.

La economía está cambiando, y también la forma en que la gente se gana la vida. La buena noticia es que se están creando muchos trabajos que tradicionalmente han sido realizados por equipos de personas.

La mala noticia es que esos equipos de personas necesitan nuevos miembros, y no hay muchas vacantes en ingeniería y administración de empresas. Así que, si te interesa unirte a un equipo que planifica y analiza el futuro, hay muchas posibilidades de que encajes bien.

¡Comparte este artículo!

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

4 × 5 =